Estudio: Dietas bajas en carbohidratos versus dietas balanceadas en carbohidratos para reducir el peso y el riesgo cardiovascular

Estudio: Dietas bajas en carbohidratos versus dietas balanceadas en carbohidratos para reducir el peso y el riesgo cardiovascular

Es probable que haya poca o ninguna diferencia en la pérdida de peso de las personas que hacen dietas bajas en hidratos de carbono (también conocidas como «dietas bajas en carbohidratos») en comparación con la pérdida de peso de las personas que siguen dietas adelgazantes con consumo equilibrado de carbohidratos, durante un máximo de dos años.

Del mismo modo, es probable que haya poca o ninguna diferencia entre las dietas en cuanto a cambios en los riesgos de cardiopatía o enfermedad del corazón, como la presión arterial diastólica, la hemoglobina glucosilada (HbA1c, una medida del nivel de glucosa en sangre durante 2-3 meses) y el colesterol LDL (colesterol «malo») hasta dos años.

Esta situación se produjo en personas con y sin diabetes tipo 2.

¿Qué son las dietas adelgazantes bajas en carbohidratos y las dietas adelgazantes equilibradas en consumo de carbohidratos?

Las personas gastan mucho dinero en intentar perder peso con dietas, productos, alimentos y libros, y continúa el debate sobre qué dietas son eficaces y seguras. Por ello es importante comprobar la evidencia científica en la que se basan los mensajes. Las dietas bajas en carbohidratos son una amplia categoría de dietas adelgazantes que manipulan y restringen el consumo de carbohidratos, proteínas y grasas de la alimentación. No existen definiciones homogéneas y ampliamente aceptadas de estas dietas y se utilizan diferentes descripciones (como «baja en carbohidratos y alta en proteínas», «baja en carbohidratos y alta en grasas» o «muy baja en carbohidratos»).

Las dietas bajas en carbohidratos se aplican de diferentes maneras, pero restringen los cereales y las legumbres, y otros alimentos que contienen carbohidratos, como los lácteos, la mayoría de las frutas y ciertas verduras. Estos alimentos suelen sustituirse por otros más ricos en grasas y proteínas, como carnes, huevos, queso, mantequilla, nata y aceites. Algunas dietas bajas en carbohidratos recomiendan comer lo que se desee, mientras que otras recomiendan restringir la cantidad de energía ingerida.

Las dietas equilibradas contienen cantidades más moderadas de hidratos de carbono, proteínas y grasas, de acuerdo con los consejos actuales de las autoridades sanitarias en materia de alimentación saludable. Cuando se utilizan para reducir el peso, las dietas equilibradas recomiendan restringir la cantidad de energía ingerida orientando a las personas a que reduzcan el tamaño de sus porciones y elijan alimentos más saludables (por ejemplo, carne magra en lugar de grasa).

Las dietas bajas en hidratos de carbono se promocionan, comercializan y venden como más eficaces para perder peso y más saludables que las dietas adelgazantes con un consumo equilibrado de hidratos de carbono.

 

Ver estudio en inglés: https://chilealimentos.com/chilecrecesano/wp-content/uploads/sites/2/2015/01/Naude_et_al-2022-Cochrane_Database_of_Systematic_Reviews.pdf

 

CohraneLibrary/September 2022