La salud mental depende de una alimentación equilibrada

La salud mental depende de una alimentación equilibrada

En una dieta variada y equilibrada está la clave para alcanzar un estilo de vida más saludable. Algunas personas les temen a las grasas saludables, pero esas -precisamente- forman parte de la lista de alimentos indispensables para disfrutar de una buena salud mental. Es importante incluir las grasas en el menú diario.

De acuerdo con el doctor Luis Fernando Merlo, coordinador de la Escuela de Medicina en el área de Ciencias Clínicas de la Universidad Internacional de Ecuador (UIDE), productos ricos en vitamina A y en Omega 3 promueven la producción de neuronas. A ese proceso se le conoce como neurogénesis y ocurre todo el tiempo, incluso en la edad adulta.

Se produce en una región del cerebro llamada hipocampo. La vitamina A abunda en frutas y vegetales de color naranja y amarillo, en cereales integrales y en los huevos. El Omega 3 -un ácido graso saludable- se encuentra en pescados como el salmón, atún y sardina; en nueces, almendras y en semillas de linaza y chía. Sobre los ácidos grasos, un estudio publicado en la web de Scielo España -biblioteca virtual que recopila investigaciones científicas- menciona que es de gran importancia para la función neuronal.

“Esos y los Omega 6 son los componentes de las membranas plasmáticas y participan en la modulación de procesos importantes, como la transmisión de señales, la inflamación, la inmunidad y el estrés oxidativo”, se lee en el informe. Otros productos, como el alcohol y las grasas saturadas, que en cambio reducen esa producción de neuronas. Merlo apunta que la ingesta de alimentos saludables es vital para mantener una buena memoria y para contrarrestar los efectos de la depresión, enfermedad que ha cobrado protagonismo tras la emergencia sanitaria provocada por el nuevo coronavirus. Sobre este tema, un reciente sondeo realizado por Unicef mostró que la crisis del covid-19 tiene un importante impacto en la salud mental de los adolescentes y de los jóvenes de Latinoamérica y el Caribe. En el sondeo participaron 8 444 personas, entre 13 a 29 años.

El 27% reportó sentir ansiedad y 15%, depresión. “Para tratar enfermedades como la depresión se requiere de un equipo multidisciplinario, integrado también por un nutricionista”, explica la doctora Julieta Robles, directora de la Escuela de Nutriología de la UIDE. Esos especialistas son los encargados de planificar una dieta rica en alimentos que también contengan vitaminas B12 y B6; minerales como el zinc, manganeso y calcio; y triptofano. Esta sustancia contribuye a una mayor producción de serotonina: neurotransmisor relacionado con la sensación de bienestar.

Tome nota

  • ​El consumo de Omega 3 y Omega 6 es vital para el desarrollo del sistema nervioso.
  • Las grasas saludables representan entre el 15 y 30% de la ingesta calórica diaria total.
  • Alimentos ricos en minerales, como el manganeso y el zinc, contribuyen a la salud del cerebro.
  • La vitamina A es importante. Está presente en frutas como los arándanos y el mortiño.
  • Una buena salud mental también se consigue con la práctica del ejercicio aeróbico.

El Comercio/02 de Febrero 2021